4 de junio de 2007

THE FUTURE IS NOW

Así terminaba la actuación de Patti Smith en el Primavera Sound. Con ese grito, con esa imploración a todos los que estábamos presenciando ese magnífico concierto. Y continuaba “Don’t be afraid, if the people are united, cannot be defeated” (No tengáis miedo, si las personas están unidas, no pueden ser derrotadas). Una cantautora política, que derrocha sensibilidad y fuerza desde lo alto de sus 60 años, vividos siempre en la brecha. La demostración de que se puede hacer política mediante el arte, sin que eso presuponga ninguna pérdida de calidad y falta de emoción.

En la misma línea, pero en Inglaterra, se sitúa Billy Bragg, que también tuve el placer y la emoción de ver actuar en el festival. El cantautor de folk urbano, según la descripción que empezó a circular allá por el principio de los años ’80 al comienzo de su carrera, ha sido la piedra miliar del movimiento, llamado ‘The Red Wedge’, que se oponía a la política de Margaret Thatcher, junto a Paul Weller y a tantos otros como Ken Livingstone, ahora alcalde de Londres. Una trayectoria intachable al lado de los más desfavorecidos, de los trabajadores y de los luchadores por los derechos inalienables de las personas. Al igual que aquel incansable luchador que responde al nombre de Woody Guthrie, que Billy Bragg homenajeó con dos álbumes memorables -Mermaid Avenue I y II- dedicados a su cancionero inédito, junto a un grupo de la talla de Wilco (que por cierto fue de lo mejor que se pudo ver en el Primavera Sound).

De gran actualidad las palabras y la presencia en carne y hueso de esos dos magníficos y universales artistas. Pienso aplicar a mi mismo esas máximas, y a contribuir a que las izquierdas del País Valencià empiecen a aplicárselas desde ahora mismo.

El futuro es ahora! Trabajemos desde ya mismo para que tengamos un presente más esperanzador.

4 comentarios:

Andreu dijo...

ics

Andreu dijo...

Ei, perdona por el comentario de antes, es un error! Definitivamente sí se puede hacer buena música y lanzar un mensaje político (ahí está también Steve Earle, o la gira de músicos americanos, como Pearl Jam, cuando las elecciones de 2004, o el mejor álbum político a mi parecer de los últimos años, el magnífico "Living with war" de Neil Young), pero a veces también nos encontramos con letras en teoría sin connotaciones que nos hacen pensar en política. El otro día iba andando por el río y escuchaba Arctic Monkeys, y me encontré con la siguiente frase: "Who wants to sleep in the city that never wakes up?" Definitivamente, yo no, pero València es una ciudad dormida, autocomplaciente, amorfa. Una ciudad que no despierta, y que mientras sueña en la opulencia ahoga a sus barrios y a sus ciudadanos. Yo no quiero dormir en una ciudad así, pero se ve que más del 50% de mis vecinos sí. Habrá que intentar que eso cambie, no Giuseppe?

Rafa Porcar dijo...

Suena que fue un fin de semana redondo. Por cierto, escucha si puedes a "The nightwatchman", el proyecto de Tom Morello, muy cercano a Woody G. y otros cantautores políticos (no sé cómo diablos se escribe el apellido, sorry)

(ATENCIÓN: A PARTIR DE AQUI, AUTOPROMOCIÓN)

También puedes echar un oído a un gran cantante y guitarrista (ehem, flores vuelan por la estancia), yo mismo, que visto y calzo (en otro estilo).

www.myspace.com/rafaporcar

Disponible para BBC (Bodas, Bautizos, Comuniones) y demás eventos

(FIN DE LA AUTOPROMOCIÓN)

Giuseppe Grezzi dijo...

Dices muy bien Andreu, el arte nos ayuda a mirar la realidad de manera diferente. Y no hay ninguna duda que la música lo es. La ciudad está más dormida que nunca, apática y sin conciencia, desganada y poco proclive a la reflexión. Seremos capaces de invertir esta tendencia y despertar unas conciencias que probablemente no saben que están dormidas?
PD: A Steve Earle lo vi hace dos años en el primavera. Me puso la piel de gallina!!!

Y a Rafa, gracias por los consejos y la autopromoción. Creo que hablas de Woody Guthrie, verdad? Voy a buscar el proyecto que me has comentado. Un abrazo