9 de noviembre de 2008

CAÓTICO MERCADILLO DEL CARMEN DE VALENCIA: TRÁFICO Y COCHES MALAPARCADOS

Las imágenes hablan por si solas. Quedan despejadas todas las dudas sobre el supuesto compromiso del Ayuntamiento: ni controla y ni sanciona los coches en doble fila o aparcados en el carril bus. La policía local está allí, pero no hace nada.

Peor aún, los coches aparcan sobre la acera con total impunidad, ni siquiera el coche de la policía supone un deterrente para no infringir el código de circulación.

Qué quiere decir? Simple y llanamente que la policía local está allí pero no sanciona; el mensaje es claro, los conductores lo perciben con mucha claridad y actuan en cosecuencia. Intolerable!

El concejal Miguel Domíguez tiene que dar muchas explicaciones, y que sean convincentes!

La noticia completa en la web d'ELS VERDS Esquerra Ecologista PV

VÍDEO 1
video

VÍDEO 2

video

VÍDEO 3
video

1 comentario:

Vicente dijo...

Un escándalo, herencia sin duda de un arraigo al coche, sin el que parece que la vida no es posible. Consecuencias de la permisividad histórica de las autoridades que hasta la fecha no han tenido un par de narices para atajar este problema. Es un escándalo una zona de Valencia por donde no deberían pasar mas coches que el transporte público y servicios. Las comparaciones siempre son odiosas, pero este verano anduve por el norte y me impresionó ver centros históricos como el de San Sebastián que eran completamente peatonales. Una gozada oiga. Y en menor medida Bilbao. En Valencia timidamente van peatonalizando algunas calles en el entorno de la pl del ayuntamiento, pero yo creo que lo hacen mas bien pensando en la hostelería que en los ciudadanos, ya que en las últimas calles que han peatonalizado, han sustituido los coches por mesas de bar, con lo que estamos en las mismas, tienes que ir en fila india.
Un ejemplo es el paseo de Ruzafa, la parte que va de la pl ayto a la calle Játiva. Con la cantidad de gente que atraviesa esta calle a diaría y tienes que ir como digo en fila india y sorteando a los camareros que entran y salen. Esto no es serio.